Voces del FILBA: Todas esas Flavias

Por Ornella Saitta

Mejillas rosas y ojos grandes. Muy grandes. Llorosos, enojados, sorprendidos, sonriendo. Pelucas de colores sobre fondos arcoíris que chocan entre el Renacimiento y la cultura pop. Tez blanca aterciopelada. Caras divertidas en cabezas que parecen ser muy grandes para el cuerpo que las sostiene. Recuerdan al manga. O una mezcla entre la Reina de Corazones de Alicia en el País de las Maravillas y California Girls de Katy Perry. Todas esas caras tienen rasgos parecidos, como si fueran de la misma persona. Y lo son. Pertenecen a la autora de esas obras, Flavia Da Rin.

IMG_2385

Aunque es muy parecida a sus piezas de arte, Da Rin sostiene que hoy ya no puede llamarlas autorretratos. Comenzó a hacerlos en el 2000, cuando internet empezaba a expandirse y la idea de tener un avatar que te representara o uno distinto por semana estaba de moda. Con el tiempo, cada personaje comenzó a tener sus propias características, emociones, personalidades. Pasaron a ser de distintos géneros, edades y vivencias.

Da Rin estudió cinco años en la Escuela Nacional de Bellas Artes Prilidiano Pueyrredón, donde se especializó en pintura. Con a la influencia del trash pop, la fotografía y la crisis informática del cambio de siglo, empezó a hacer sus obras.
Comienza sacándose una foto . Con distintas expresiones, en distintas situaciones. Y luego crea a un nuevo personaje con Photoshop. Lo construye a partir de su actitud o su vestuario y manipula la foto hasta que sus propios rasgos de diluyen o desaparecen. Busca transmitir distintas temáticas, como los esterotipos femeninos como objeto de deseo, el consumo, el relato de uno mismo, la historia del arte o la maternidad. Hace veinte años que crea caras nuevas, se presentó en bienales y exposiciones por todas partes del mundo, desde Corea del Sur hasta los Estados Unidos.

IMG_2387

Hoy, con 41 años, Da Rin exhibe en el Museo de Arte Moderno de Buenos Aires ¿Quién es esa chica?, su primera retrospectiva, con más de 250 obras. Decenas y decenas de Flavias miran directo al espectador con sus inmensos ojos. Impacta ver la misma cara una y otra vez, darse cuenta de que lo que se está viendo no es una pintura sino capa tras capa de retoques digitales mezclados con color y un refinado puntillismo.

Da Rin participó en el Festival Internacional de Literatura de Buenos Aires, junto con I Acevedo de Cruce epistolar: Posibilidades infinitas, un collage de mensajes de texto, audios y algún email que en diálogos cotidianos despliegan ideas en torno al arte, la transformación y sus posibilidades.

IMG_2386

De cabello corto de colores, tez suave y blanca y ojos grandes, la artista emana el espíritu adolescente de sus piezas. Y entonces el autorretrato no tan autorretrato pasa a ser casi una autobiografía. Salas y salas con su cara, contando su historia, sus procesos, su parte sensible, su origen y sus musas. Y el relato de todas esas Flavias recién empieza.

No hay comentarios todavía

Los comentarios están cerrados

 

Una revista de TEA Arte

Seguinos

 

 

TEA Arte - Periodismo de Arte, Cultura y Espectáculos

Seguinos