Las chicas del jazz

yamile-2
Por Sara Fernández

Yamile Burich & Jazz Ladies es la primera agrupación de jazz femenino en la historia de la Argentina. El grupo se formó en 2014 y se destaca por las fuertes influencias de swing, blues y be-bop, que incluyen en su repertorio composiciones originales de Burich y algunos standards del jazz. La participación de las congas en la formación le da a la música un toque vintage que logra un sonido original.

Cuando tenía cinco años, Burich tomó clases de piano en Salta. En su adolescencia inició la carrera de Saxofón en La Escuela Superior de Música de La Provincia de Salta y en 1998 se mudó a Buenos Aires para continuar sus estudios musicales.  Gracias a diferentes becas estudió en Cuba durante dos años y en Estados Unidos. Desarrolló su carrera musical en Londres, París, Nueva York y Nueva Orleans e ingresó al Goldsmiths Collage a estudiar el programa de Jazz.

En 2007 regresó a su país y formó Yamile Burich Cuarteto con quienes grabó su primer disco solista en 2010 llamado She is the Boss y luego Black Jack. En 2015, con su nuevo quinteto de jazz lanzó su tercer disco Ahora!. Hoy toca el saxo junto a las Jazz Ladies, con Patricia Grinfeld en guitarra, Diana María Arias en contrabajo, Analía Ferronato en batería y Carolina Cohen en congas.

Yamile Burich & Jazz Ladies han tocado en festivales de jazz, tanto en la Argentina como en el exterior, y en la actualidad siguen presentándose en salas de la Ciudad de Buenos Aires y el resto del país. El miércoles 30 de noviembre a las 19, en la Sala de Honor del Centro Cultural Kirchner (CCK), y el 2 de diciembre a la trasnoche, en Thelonious Club, presentarán Random. El cuarto disco del grupo es influenciado por ritmos americanos: como el bebop, el festejo afro-peruano, el samba y el funk de los años 60. La mayoría de los temas que lo integran fueron compuestos por Yamile Burich, aunque también aparecen «Nancy (with the laughing face)», «Lift every voice and sing» y el clásico «Barco Quieto» de María Elena Walsh.

15218609_10153926302243414_339668267_n
Random es el cuarto disco de Burich. Contiene 9 temas.

 

-Por lo general hay muchas mujeres que cantan jazz, pero hay pocas que se dedican a tocar. ¿Hay más instrumentistas nacionales que conozca que se dediquen a tocar como su quinteto?

-Creo que actualmente hay muchas más chicas que tocan y se dedican profesionalmente a la música y al jazz específicamente. Por suerte cada vez conozco más mujeres que tocan súper bien su instrumento, son muy jóvenes y se toman la música como una profesión. No sólo hay mujeres que cantan en la Argentina, sino que componen, tocan diferentes instrumentos y enseñan. Creo que esto último es clave para la diversidad de género en el jazz.

-¿Cómo lograron formar el grupo? ¿Ya se conocían?

-Yo conocía a las chicas, tocábamos juntas en otros grupos. También nos habíamos cruzado en alguna que otra jam. La verdad es que fue un poco azaroso que se haya formado el quinteto de chicas. En realidad nos juntamos a tocar música, como tranquilamente podría haber sido con hombres. Yo buscaba una forma de tocar, un lenguaje que se lo había escuchado a cada una de ellas. Luego el sonido del conjunto coincidió con la música que tenía en mi mente.

-¿Qué edades tienen las integrantes? 

-Entre los 30 y 40 más o menos.

-¿Han hecho giras internacionales con el quinteto? 

-Salimos de gira por Brasil el año pasado e hicimos muchos viajes por el interior de la Argentina.

«Las mujeres en la Argentina no solo cantan, también componen y enseñan»

-¿Creé que más mujeres se animaron a salir a tocar mirándolas a ustedes?

-¡Sí! Definitivamente. Creo que es un gran impulso para animarse a tocar; incluso la mayoría del público que nos viene a escuchar son mujeres y de todas las edades.

-¿Se podría decir que viven del jazz?

-Claro que sí, todas las integrantes del grupo vivimos de la música, de clases y de los conciertos.

-¿Está contenta, después de haber viajado tanto, de ser reconocida en su país? 

-Estoy feliz con lo que la vida me fue regalando en diferentes etapas. Amo viajar y amé con locura vivir en todos los lugares donde viví, todo lo que aprendí y las personas que conocí. Me encanta haber vuelto a mi país, poder hacer mi música aquí y tener un espacio tan lindo que la gente me ha dado. Siempre estaré totalmente agradecida.

-¿Qué consejo le daría a una persona que recién comienza a tocar jazz? 

-Mi consejo es que practique mucho, horas y horas. Salir a tocar con otros músicos. Tocar y tocar lo más que se pueda. Escuchar música, sacar temas, sacar solos, copiarse de los grandes, como Charlie Parker, Sonny Rollins y muchos más. Ahora hay mucho material en la web, eso está genial. Mi consejo es que disfruten mucho todo este camino del jazz que es alucinante e interminable. Es un aprendizaje continuo.

Acá se pueden escuchar los discos de Burich.

No hay comentarios todavía

Los comentarios están cerrados

 

Una revista de TEA Arte

Seguinos

 

 

TEA Arte - Periodismo de Arte, Cultura y Espectáculos

Seguinos