El peso de la Unión de Músicos Independientes en época de crisis

Por Ornella Saitta
2ea46d6e-7062-4397-9134-74258a9848d8

La Unión de Músicos Independientes (UMI), con Juan Ignacio Vázquez, integrante de la banda Ardilla, como presidente, hoy atraviesa una crisis económica que afecta a la música independiente y el país en general. La Unión, es una asociación sin fines de lucro creada en 2001 por y para músicos autogestivos. Comenzó con el objetivo de contener de forma colectiva a artistas individuales y resolver los conflictos en conjunto, como la producción de un disco o la realización de un show en vivo. Hoy tiene más de 7500 asociados y 5400 discos publicados.
“La gente se queda sin laburo o está con la plata muy justa, una de las primeras cosas que recorta son las salidas”, cuenta Vázquez. “Vemos que hay menos gente en los recitales o que tenemos que cobrar entradas muy baratas, que son casi simbólicas de entre 100 y 200 pesos”, continúa. La UMI cobra una cuota mensual de 90 pesos a las bandas asociadas. Con ese dinero se solía pagar el alquiler de la oficina y el sueldo de la persona que atiende a los músicos. Pero en la situación de crisis actual, muchos artistas no pueden pagar la cuota y por ello, la asociación ya no tiene un espacio físico. “Por cuestiones de costos se nos hizo muy difícil mantener la oficina. Entonces, por un tiempo, nos cede una escribanía el espacio para hacer encuentros hasta que tengamos el nuevo lugar”, dic el presidente. Además, la comisión directiva, integrada por aquellos socios que deciden involucrarse más en el funcionamiento de la UMI, trabaja ad honorem, es decir, sin ninguna remuneración.
La Unión tiene convenios y descuentos con productores de discos, imprentas, profesores, fotógrafos, estudios de grabación y mezcla, además de enseñar a los socios cómo registrar canciones y cómo gestionar derechos en entidades como SADAIC (Sociedad Argentina de Autores y Compositores de Música), AADI (Asociación Argentina de Intérpretes) y CAPIF (Cámara Argentina de Productores de Fonogramas y Videogramas). También está asociada con la agregadora estadounidense CD Baby, que se encarga de importar la música de los artistas a Spotify, ya que solo este tipo de empresas pueden hacerlo.
Al no tener una oficina, la página web, las redes sociales, el correo electrónico y el teléfono son las herramientas de contacto entre la UMI y los artistas asociados, para la inscripción, el accesos a la información y el cobro de la cuota. “Nosotros preferimos no poner una cuota cara porque no es una prioridad tener un espacio. Además, en los últimos 18 años, desde la creación de la Unión, la necesidad de hablar en persona cambió. Hoy se puede hacer todo de forma virtual”, explica Vázquez.
Originalmente, la entidad se hacía conocer a través de su revista o de boca en boca, pero hoy cuenta con las redes sociales y un programa de radio. “Las radios chicas o por internet, suelen transmitir música independiente casi en un 100%. Sin embargo, las más grandes no, y eso nos quita un gran medio de difusión”, reprocha el músico. La UMI hoy trabaja en el cumplimiento del Artículo 65 de la Ley de Servicios de Comunicación Audiovisual, que establece que el 30% de la música transmitida por las radios debería ser nacional, y la mitad de ese porcentaje, música independiente. “La ley hoy se encuentra en vigencia pero el Estado no se ocupa de hacerla cumplir. Trabajábamos con la AFSCA (Autoridad Federal de Servicios de Comunicación Audiovisual) para aplicar el artículo, pero cuando asumió (el presidente Mauricio) Macri, sacó la AFSCA y creó el ENACOM (Ente Nacional de Comunicaciones). Todo el trabajo que habíamos hecho para fiscalizar las radios y sancionar a quienes no cumplieran la ley, se perdió”, manifiesta Vázquez. En diciembre de 2015, el gobierno del presidente modificó las leyes de medios y telecomunicaciones y a su vez, disolvió la AFSCA y la AFTIC (Autoridad Federal de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones) al unificar sus funciones bajo un mismo ente, el ENACOM.

B3BF118A-5737-41AC-92E7-1CED3D527836
“Como parte de la comisión directiva, tuve que atravesar varias situaciones complicadas. Hoy, es la situación económica, pero en su momento fue cuando pasó lo de Cristian”, continúa Vázquez, en referencia al ex presidente de la UMI y líder del grupo El Otro Yo, Cristian Aldana, encarcelado por siete denuncias de abuso sexual a menores de edad. “Aunque lo que pasó no pasó en el espacio ni tiene que ver con el espacio, nos atraviesa socialmente, pero no nos representa. Pero nosotros no teníamos que hacernos cargo por él”, dice el actual presidente sobre el caso. Aldana fue condenado a 22 años de prisión por sólo cuatro casos de abuso sexual y corrupción de menores luego de atravesar casi tres años en el penal de Marcos Paz. “Lo vivimos con mucho dolor pero la justicia tiene que actuar y nosotros nunca nos vamos a interponer en eso. Las puertas siempre están abiertas para cualquier persona que quiera hablar del tema, no hubo una defensa corporativa”, agrega Vázquez.
Hoy la institución apoya la ley de cupo femenino en eventos musicales que ya tiene media sanción en el Senado. “Hay un cambio cultural saludable que se está viviendo. Hay un montón de músicos que tienen que rever qué actitudes tuvieron, que formas tuvieron de relacionarse. Hay que modificar las relaciones del fanatismo”, comenta el músico. Además agregó que en la música, y sobre todo en el rock, las mujeres no son visibilizadas. “Cuando yo era chico miraba modelos de músicos y para mi no era raro poder aspirar a ser como ellos, pero una chica no tenía esa referencia. Quizás en un futuro no sea un 30% mujeres, que sea mitad y mitad, más mujeres que hombres o que ni sea un tema. Eso sería lo ideal. Además otros géneros como los no binarios y demás tampoco están representados y la idea es ir hacia eso”, continúa.
Con la superación de la crisis económica como objetivo principal, la UMI se enfrenta a un futuro de aprobación de leyes y ser un faro de contención para cualquier músico que se quiera asociar.

No hay comentarios todavía

Los comentarios están cerrados

 

Una revista de TEA Arte

Seguinos

 

 

TEA Arte - Periodismo de Arte, Cultura y Espectáculos

Seguinos