El fenómeno de los afroamericanos en los Oscars

negros
Por Nicolás Mancini y Micaela Padrón

Por primera vez en la historia de los premios Oscar, 3 filmes basados en problemas raciales en Estados Unidos estuvieron nominados a Mejor película. Moonlight (Luz de Luna) -ganadora del premio-, Fences y Hidden Figures (Talentos Ocultos) llegaron en un momento caliente en Hollywood, ya que la asunción de Donald Trump generó parva de mensajes de repudio de los personajes del cine norteamericano. Pero las nominaciones y premiaciones a actores como Mahershala Alí, Denzel Washington y Viola Davis, así como también a las películas anteriormente mencionadas, hicieron olvidar los hashtags #OscarsSoWhite y #OscarsStillSoWhite de los años anteriores.

grafico negros

Como muestra el gráfico, desde la asunción de Barack Obama como presidente de los Estados Unidos fueron 9 las películas nominadas que se enfocan en los problemas raciales. Según Rotten Tomatoes, página web dedicada a relevar críticas profesionales de los films y sacar un promedio, todas aprobaron. Existen dos divisiones: fresh (fresco), para aquellas películas que junten un puntaje medio del 60% o más, o rotten (podrido) para las que tengan 59% o menos. Las nominadas lograron pasar el tomatómetro, y seis incluso superaron los 90 puntos, lo que indica que -según la crítica especializada- las películas parecen merecer el lugar que tienen en los premios. The Blinde side fue la más floja de todas con un puntaje de 66, le sigue The Help con 75, Django Unchained con 88, Precious con 91, Hidden Figures con 92, Fences con 93, 12 Years a Slave –ganadora como Mejor película con 96, Moonlight con 98, y Selma con puntaje casi perfecto de 99.

12 años 3+
12 años de esclavitud ganó el premio a Mejor película en los Oscars del 2013.

Durante las presidencias de Bill Clinton y George W. Bush, ninguna historia acerca del racismo en Estados Unidos, o compuesta por un reparto mayoritariamente de actores negros, quedó nominada a Mejor película. La era Trump aún es incierta, pero está claro que la Academia quiere erradicar la falta de pluralidad que caracteriza a los Oscars desde su primera edición. Con la incorporación de 322 miembros de diferentes etnias, el jurado ya no está compuesto en su mayoría por ancianos blancos.

En 2015 y 2016, personalidades como Will Smith, Spike Lee, Dustin Hoffman y George Clooney se mostraron disconformes ante la falta de artistas negros nominados a los premios de la Academia. El 94% de los peces gordos de estudios de Hollywood son blancos, la cantidad de películas producidas por año protagonizadas por afroamericanos es muy baja y la pregunta que alguna vez hizo Viola Davis es aterradora: “Si no hay películas sobre negros, ¿qué es lo que vamos a votar?”.

Fences (2016) Russell Hornsby as Lyons, Viola Davis as Rose Maxson, Denzel Washington as Troy Maxson and Stephen McKinley Henderson as Jim Bono
Viola Davis (centro) ganó el Oscar a Mejor actriz de reparto por Fences (imagen) en los últimos premios.

A la última y polémica ceremonia acontecida, correspondida al último año de Barack Obama, se la puede identificar con el #OscarsSoBlack. Tres películas protagonizadas por afroamericanos abarcaron casi la mitad de los premios importantes -Mejor película, Mejor actor de reparto, Mejor actriz de reparto y Mejor guión-. Hidden Figures trata sobre las trabajadoras negras de la NASA durante la década del ‘60; Moonlight aborda la vida de un homosexual de color en los suburbios de Miami y Fences tiene a un padre que lucha contra los conflictos raciales como protagonista. Y por el lado de los documentales quedaron nominados dos que apuntan directo al grano: I am not your negro y Enmienda XIII. El primero, dirigido por Raoul Peck, cuenta la historia del movimiento afroamericano en la América moderna; el segundo, dirigido por Ava DuVernay, una mujer comprometida con la causa, es un análisis sobre la criminalización de los negros en los Estados. Ninguno se quedó con la estatuilla.

Oscars barry
Barry Jenkins, director de Moonlight, dando un discurso luego de haber recibido la estatuilla de Mejor película en los últimos Oscars.

Entonces, la pregunta de Davis sigue latente: “Si no hay películas sobre negros ¿qué es lo que vamos a votar?”. El problema racial en los Estados Unidos es un cuento de nunca acabar y los Premios Oscars son solo un pequeño vidrio en donde se refleja esta situación.

Caso Nate Parker

the birth
The Birth of a Nation, la película sobre afroamericanos que más fichas tenía para quedarse con algo grande, no llegó a los Oscar en ninguna categoría. Después de ganar el premio más importante en el Festival de Sundance, el filme sobre esclavos negros antes de la guerra de Secesión, dirigido y protagonizado por Nate Parker, apuntaba alto. Tan buena fue la recepción de la película que la cadena FOX Searchlight compró los derechos para distribuirla en todo el mundo. Pero un misterioso y siniestro caso de la vida privada de Parker salió a la luz y embarró todo: en 1999, cuando tenía 19 años, fue acusado de abuso sexual contra una estudiante de su universidad. Jean Celestin, guionista de la película y -en ese entonces- compañero de habitación de Parker, también fue implicado en el caso y, a diferencia de su compañero, fue declarado culpable. La víctima se suicidó en 2012. De esta manera, la película candidata a quedar nominada en varias categorías quedó en el olvido y fue suplantada por Fences, Hidden Figures o Moonlight.

 

No hay comentarios todavía

Los comentarios están cerrados

 

Una revista de TEA Arte

Seguinos

 

 

TEA Arte - Periodismo de Arte, Cultura y Espectáculos

Seguinos